ESTE LUNES A LAS 19 HS. "CASI ANGELES IV", EL REGRESO

Esta es la esperada síntesis del capítulo del lunes, con la vuelta de “Casi Angeles” a su horario habitual de las 19 hs. en la pantalla de Teleocho.
Thiago toma el rostro de Mar, Simón lo ve y se apura para defenderla, Thiago pelea contra Simón y los guardias que intentan detenerlo.
Jaz se queda atónita mirando el beso entre Mel y Tacho, en la guarida. A Thiago se le cae el mundo al ver la misma situación entre Simón y Mar, y comienza a acercarse a ella, cuando ya se encuentra sola.
Rama, furioso, luego de la confesión que le hizo Hope, golpea el muro, impotente. Lleca, Nacho y Teo miran a René, petrificados, ante el cuerpo de Luz, luego del disparo.
En la guarida, Vale sufre luego de ver a Simón con Mar, tratan de convencerla de que alguna explicación debe haber. Tacho informa que todos se vendieron. Johnny se preocupa por lo que transmite la camarita de Thiago, las imágenes son confusas.
René e Ingrid se disponen a trasladar el cuerpo de Luz, dicen que solo está desmayada.
Rama encuentra a Simón peleando con Thiago. Le pide a Teo que lo “baje”, Hope intenta hacerlo reaccionar, le dice a Rama que Thiago es su “hermano del alma”, Thiago escucha y ve que Hope lo reconoce.
Lleca le informa a Alai que Luz sufrió un desmayo, mientras, Nina se presenta ante su hermana, vestida como en la guarida, y llora, movilizada.
Thiago toma a Mar de rehén, se encierra con ella, siempre rodeado por Teo, Simón y los guardias. Thiago intenta entender lo que sucede, Mar le sigue la corriente provocando un enredo.
En la guarida, Jaz logra escapar, llevándose la camioneta de la corporación que Tacho había robado. Luca ve la salida del vehículo sin verla a ella.
Por otro lado, en el NE, Nacho y Lleca distraen a jueces que evalúan las instalaciones, evaden, en medio del caos, dicen que se está llevando a cabo el rodaje de una película, disimulan las corridas, gritos y presencias de guardias.
Mientras tanto, Simon y Teo evalúan como rescatar a Mar, Simón se dispone a negociar.
Rama comienza a tratar a Hope como loca, niega todo lo que ella dice, se pone agresivo.
En la guarida, todos observan las imágenes de Thiago, ven que golpeó a Simón y que tiene a Mar de rehén pero luego se corta la transmisión. Tacho sigue indignado contando todo lo que vió, se siente traicionado. Mel intenta un acercamiento, quiere hablar de lo sucedido entre ellos, Tacho, la corta, contundente, le dice que todo fue un error, que olviden ese beso.
Por otro lado, Luz es llevada a su casa, Alai se alegra al verla, la cuida, mientras Nina se oculta.
Rama insulta a Hope, la agrede, necio, haciendo oídos sordos a los fundamentos que ella le da.
Thiago, dulce y emocionado le habla a Mar sobre lo que esperaba ese momento, ella se siente atraída, le sigue la corriente, temerosa. Ingresa Simón, Thiago entiende que juntos idearan un plan para salir pero allí, es Mar la que lo desmaya con un arma.
"CASI ANGELES IV" - EL REGRESO
DESDE ESTE LUNES A LAS 19 HS. POR TELEOCHO
(gerencia teleocho)

CORDOBA DELIRO CON LA SELECCION, AHORA VIENE ALEMANIA

Los hinchas festejaron cada gol de Argentina a través de la pantalla gigante que puso La Voz y Teleocho. Hubo más de 15 mil personas.

Miles de cordobeses disfrutaron de cada gol de Argentina y estallaron de alegría al seguir cada instancia del partido ante México en la pantalla gigante que La Voz del Interior y Teleocho colocaron frente al Patio Olmos. La pantalla de excepcionales dimensiones estuvo ubicada en la ex plaza Vélez Sársfield. Hasta allí se llegaron familias enteras, jóvenes y miles de fanáticos que colapsaron la céntrica esquina de bulevar Guzmán y avenida Vélez Sársfield. Para la Policía en el lugar hubo unas 15 mil personas. Del evento, organizado por La Voz y Canal 8, adhirieron además la Municipalidad de Córdoba y Coca-Cola.

Para pasarla en familia. Decenas de familias alentaron a los dirigidos por Maradona. En el lugar se regalaron “vuvuzelas” argentinas, banderas de distintos tamaños, gorros y maracas con los colores de la selección. Fue un evento imperdible, donde se disfrutaron cada uno de los tantos argentinos y donde los cordobeses vibraron con el partido. Sólo fue empañado por algunos desmanes generados por individuos que, tras realizar algunos destrozos en vidrieras, fueron detenidos por la policía.

En el interior
En la mayoría de las grandes ciudades del interior cordobés, como así también en todo el país, los argentinos salieron a festejar el cuarto triunfo consecutivo de la selección, a la espera del duelo del próximo sábado a las 11 ante Alemania.(mundo d)